Maquillaje: Perfecta en 10 pasos

No hay comentarios

Maquillarte es fácil si sabes cómo. Voy a darte unos tips muy sencillos que podrás aplicar cada vez que tengas que hacerlo.

Paso 1: Corrector

Emma Watson cuenta con una piel casi perfecta: sabe sacar partido a sus pecas y disimular sus pequeños defectos.

Truco: Para disimular las ojeras, aplica el corrector muy cerca de las pestañas inferiores y en la zona interna del lagrimal. Difuminalo a toquecitos con la yema de los dedos sin arrastrar.

Paso 2: Base de maquillaje

Quien dice aspecto natural, dice Alicia Keys. La estrella del soul suele lucir un ‘beauty look’ muy minimalista pero impecable.

Truco: utiliza la brocha para que el maquillaje te dure más. Realiza movimientos hacia afuera o movimientos en aspa. Además, nunca debes aplicar maquillaje en el contorno de los ojos.

Paso 3: Polvos

Kendall es otro de nuestros referentes ‘beauty’. Siempre apuesta por un look sencillo, con zonas de sombras bien seleccionadas.

Un truco: Si tienes la piel seca, aplica los polvos sólo alrededor de la nariz y la frente.

Paso 4: Rubor

Menos es más tal y como nos lo demuestra la actriz Kristen Stewart. Aplica de forma sutil tu rubor.

Un truco: retira el exceso de producto de la brocha antes de aplicarlo. Es más fácil llegar al tono deseado añadiendo capas, que retirar el exceso de color y volver a empezar.

Paso 5: Labios / Gloss

Natalie Portman suele apostar por colores y texturas mates para sus labios. Siempre favorecedores.

Truco: Si tienes los labios delgados, utiliza tonalidades claras o medias y evita los tonos oscuros que provocan un efecto empequeñecedor.

Paso 6: Perfilador de labios

La clave es la naturalidad. Procura siempre que sea del tono exacto de tu labial. Inspírate en Selena Gómez.

El truco: Si quieres un efecto más natural, hazlo después de aplicar el color.

Paso 7: Cejas

La modelo Cara Delevingne asume sus cejas gruesas. ¿La clave? Definirlas.

Truco: Empieza por el extremo interior y sigue la forma natural de la ceja, con movimientos cortos y ligeros.

En resumen:

Para un look natural, utiliza correctores, bases de maquillaje y polvos con pigmentos amarillos. El objetivo: que se funda con tu piel.  El corrector tiene que ser un tono más claro que el color de tu piel.

Si tienes las ojeras muy marcadas, existen pre-correctores con pigmentos rosados. Busca el tono de base que se funda con tu piel.

Para conseguir un acabado perfecto y duradero, aplica polvos sueltos sobre el corrector. Llega el momento del rubor: sonríe y aplica un tono neutro de colorete en la manzana de las mejillas. Difumina hacia el nacimiento del pelo y hacia abajo para rebajar el color.

Recuerda que el tono más favorecedor suele coincidir con el tono natural de tus labios o un poco más oscuros.

Puedes definir las cejas utilizando un producto específico o usando una sombra de ojos que coincida con el tono de tu ceja. Aplica una sombra clara como base desde las pestañas hasta el hueso orbital. Después, pon una sombra de tono medio en el párpado móvil hasta el pliegue del párpado. Delinea la base de las pestañas superiores con una sombra oscura. Para conseguir una mayor duración puedes humedecer previamente la brocha. Una vez delineadas las pestañas superiores, comprueba que la línea sea igual y uniforme en ambos ojos y rellena los huecos si los hubiera. Para conseguir un mayor impacto, utiliza la máscara de color negro. Y para un look más suave utilice la máscara de color marrón. Cuando apliques la máscara de pestañas manten la brocha paralela al suelo y aplíquela desde la base hasta la punta de las pestañas.

Fotos: Pinterest.